De izq. a drcha., Jerónimo Careceller, Ramón Millán y Andrés Hernández

De izq. a drcha., Jerónimo Carceller, Ramón Millán y Andrés Hernández

La provincia de Teruel posee un amplio calendario de ferias repartidas por todo el territorio que se celebran a lo largo de todo el año, lo que la convierte en una de las zonas más dinámicas en ese tipo de citas. Se trata de unos encuentros que poseen una gran trascendencia para los municipios que las celebran, puesto que el número de visitantes en esos días es muy notorio, como lo es también los réditos económicos y sociales que obtienen en esas jornadas.

Por este motivo, la Diputación Provincial de Teruel ha incrementado en 2016 la aportación que destina a la celebración de ferias agropecuarias, agroalimentarias y medioambientales, tanto técnica como económicamente, para que su organización y desarrollo sean lo más exitosos posibles.

Así, en 2016, la aportación de Diputación Provincial asciende a 50.000 euros, lo que representa un incremento del 51% respecto a 2015 cuando se destinaron 33.000 euros.

En esa misma línea, esta mañana el presidente de la Diputación Provincial de Teruel, Ramón Millán, y el presidente de Caja Rural de Teruel, Jerónimo Carceller, han suscrito un convenio de colaboración por el que la entidad aportará 12.500 euros más para apoyar la actividad ferial de la provincia.

Ambas instituciones ratifican así la idoneidad de colaborar en esta materia con la idea de complementar y coordinar sus esfuerzos que repercutirán en los municipios y en la actividad económica que lleva aparejada la celebración de esta ferias.

Estas ferias poseen un notable peso en la economía de los municipios que esperan estas fechas con interés por el gran impacto que poseen sobre la economía local”, ha comentado Ramón Millán quien ha resaltado que el incremento de la aportación de la DPT vienen justificado por el hecho de que “apoyar a las ferias es hacerlo a la dinamización económica de nuestros pueblos”.

Millán ha resaltado el enorme respaldo que tiene esta convocatoria debido a “la numerosa llegada de visitantes a los pueblos, los réditos económicos que obtienen los comercios de la localidad por la notable afluencia, el efecto dinamizador que posee para el día a día de

los pueblos y la enorme trascendencia que posee no únicamente en nuestra provincia sino en los territorios aledaños”.

Por su parte, el presidente de Caja Rural de Teruel, Jerónimo Carceller, ha recordado que “Caja Rural quiere colaborar también en la financiación de las diversas ferias agropecuarias, agroalimentarias y medioambientales que se celebran cada año en la provincia de Teruel ya que es una cooperativa de Crédito al servicio de los intereses rurales y empresariales de la provincia, en razón de su idiosincrasia y profunda implantación en el territorio”.

El diputado delegado de Agricultura y Ganadería de la Diputación Provincial, Andrés Hernández, incide además en el doble beneficio que estas ayudas suponen para los municipios: “la Diputación Provincial de Teruel tiene entre ceja y ceja la lucha contra la despoblación y todas las políticas que llevamos a cabo pretenden abordar ese problema desde todas las perspectivas posibles”.

Además, ha recordado que Teruel es un territorio en el que las ferias destacan “primero por el gran número existente y, en segundo lugar, por la calidad de las diferentes propuestas que se plantean a sus visitantes”.

En 2015, un total de 24 ferias agropecuarias, agroalimentarias y medioambientales recibieron ayudas de la Diputación Provincial.

Ferias agropecuarias, agroalimentarias y medioambientales

La Diputación Provincial de Teruel viene colaborando a través de los Servicios Agropecuarios con las ferias de estas temáticas que se desarrollan en la provincia,

Esta colaboración se concreta con una subvención económica para sufragar los gastos de organización y desarrollo de las Ferias, asistencia técnica a los ayuntamientos organizadores en las diversas actuaciones relacionadas con el desarrollo de las ferias pero también con la prestación de material, asesoramiento técnico o participación en los jurados calificadores, entre otros; exposición de ejemplares de ganado selecto de la especie ovina, procedentes del Centro de Mejora ganadera “El Chantre” o de las explotaciones colaboradoras en el Programa de Mejora Genética Ovina; y donación de sementales ovinos a los ayuntamientos organizadores para premiar a los expositores de ganado.

Esta convocatoria se realiza en régimen de concurrencia competitiva para la concesión de subvenciones a los ayuntamientos organizadores de las ferias.

La finalidad de estas ayudas es sufragar parte de los gastos originados a los ayuntamientos organizadores de las ferias y se consideran subvencionables los corrientes que de manera indubitada guarden relación directa con la actividad subvencionada, relativos a:

  • Infraestructura y acondicionamiento del recinto donde se desarrolla la actuación (como explanaciones de terreno, cercado y divisiones).

  • Montaje y decoración de stands.

  • Alimentación y estabulación del ganado durante el transcurso de la Feria.

  • Los originados por el transporte hasta el recinto ferial del ganado o de los productos agrícolas o alimentarios objeto de la actuación.

  • Dietas abonadas a jurados.

  • Los relativos a premios y trofeos.

  • Mantenimiento, seguridad y limpieza del recinto donde se desarrolle la actuación.

  • Dirección y gestión de la Feria, cuando la misma sea realizada por personal ajeno al Ayuntamiento.

  • Publicidad y material promocional.

  • Los originados por la organización de conferencias y jornadas técnicas vinculadas con la actuación y que versen sobre asuntos agropecuarios, agroalimentarios o medioambientales, incluidos los gastos de alojamiento y manutención de los conferenciantes.

  • Seguros relativos a la actuación.

  • Degustaciones de productos turolenses con distintivos de calidad.

  • Las exhibiciones de adiestramiento canino y caballar.

Share This