El presidente de la Diputación de Teruel comprueba el trazado sobre el estudio informativo realizado en 2009

El presidente de la Diputación de Teruel comprueba el trazado sobre el estudio informativo realizado en 2009

El presidente de la Diputación Provincial de Teruel, Ramón Millán, ha retomado la reivindicación de una autovía entre Alcolea del Pinar y Monreal aunque planteando su prolongación hasta Alcañiz para enlazar con la futura A-68 con el fin de lograr el “desarrollo global del conjunto de la provincia”.

Se trata de un proyecto de 2009 que planteaba el desdoblamiento de la nacional 211 desde Alcolea del Pinar hasta Monreal y que ahora Millán pretenden impulsar al frente de la Diputación de Teruel y extender hasta el Bajo Aragón con el fin de ampliar sus posibles beneficios convirtiéndose así en un “eje transversal” que en su opinión sería el que mejor vertebraría el conjunto de la provincia y muchas de las comarcas turolenses más deprimidas. “Todo el transporte del interior que va al Mediterráneo podría venir por esta vía y facilitar así el desarrollo industrial de comarcas cada vez más deprimidas como son el Jiloca o ahora incluso Andorra, Bajo Martín y Cuencas Mineras, que de este modo, podrían desarrollarse y por supuesto potenciar sectores como el turismo y el sector primario, tan importantes para Teruel”, ha comentado Millán.

Para el presidente de la Diputación, este proyecto debe plantearse ahora con el fin de que el nuevo gobierno de la Nación que se conforme, lo tenga encima de la mesa. De hecho, Millán ha solicitado un encuentro con el secretario de Estado de Fomento que podría tener lugar en los próximos días.

Posteriormente, Millán recabará el apoyo de los presidentes de las Diputaciones de Guadalajara, Castellón y Tarragona, algunos de los cuales comparten la demanda, y de alcaldes de los municipios afectados.

Para el presidente de la Diputación de Teruel, esta autovía permitiría agilizar los tiempos del transporte por el interior de España pero también potenciar proyectos emblemáticos de la provincia como Dinópolis, Motorland, las pistas de esquí o el aeropuerto de Teruel.

De igual modo, el presidente de la Diputación considera que esta autovía se complementa con el desdoblamiento de la N-330 a Cuenca y con la mejora del eje ferroviario Cantábrico-Mediteráneo que junto a la actual A-23, lograrían conformar un mallado de infraestructuras de primer orden para Teruel y no desarrollar sólo la capital o algunas comarcas. “Hay que hacer ver a la gente que si no es con un proyecto de estas características, la provincia poco tiene que hacer porque con pequeños proyectos es difícil generar empleo o mantenerlo, por eso tenemos que moler gordo”, ha concluido Millán.

Share This

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar