El presidente Manuel Rando y el diputado de Cultura Diego Piñeiro visitan la exposición con el director del Museo de Teruel, Jaime Vicente.

El Museo de Teruel anuncia el final de la exposición temporal del artista de Aliaga Miguel Ángel Encuentra “Negro esperanza”, que se inauguró en octubre del año pasado y se ha prorrogado en dos ocasiones debido a las circunstancias provocadas por la pandemia. Durante este tiempo, la muestra ha contado con más de 2.700 visitantes y ha recibido el Gran Premio de 2020 de la Asociación Aragonesa de Críticos de Arte.

Manuel Rando, el presidente de la Diputación de Teruel, institución de la que depende el centro expositivo, ha visitado la muestra junto al diputado de Cultura, Diego Piñeiro, y el director Jaime Vicente, destacando la importancia de exposiciones temporales en la programación del museo e invitando a todos los turolenses y visitantes a disfrutar de la muestra antes de que acabe.

“Aparte de las propias colecciones que explican la historia del territorio turolense en sus distintas etapas, las exposiciones temporales son un incentivo más y sirven para explorar y dar a conocer mejor algún aspecto de nuestra cultura o, como en el caso de esta exposición de Miguel Ángel Encuentra, permitir la conexión de los ciudadanos con el arte contemporáneo y dar oportunidades a los nuevos artistas”, ha señalado el presidente Manuel Rando antes de anunciar que la próxima exposición temporal se basará en la propia colección contemporánea del Museo de Teruel, con una selección de las obras que proceden de las Becas Endesa.

“Negro esperanza”, con la que el Museo de Teruel retomó su programa de exposiciones temporales después del comienzo de la pandemia y el confinamiento, es un trabajo iniciado en el año 2000 por el artista nacido en la localidad de Alliaga y que como “fruto de una constante evolución” se extiende hasta el año veintiuno de este siglo XXI.

Tal y como recoge el catálogo de la muestra, en consonancia con esa intención simbólica, la obra se compone de veintiuna piezas variables cuya dimensión total es de veintiún metros de largo por un metro cincuenta de ancho. Durante la presentación, el autor explicaba sobre la obra que las piezas “se componen en base a una estructura matemáticamente casi perfecta pero también es modificable”, en torno al número 21, del siglo XXI y 21 metros que tiene la obra principal.

Miguel Ángel Encuentra nació en Aliaga (Teruel) en 1951. Actualmente reside en Barbastro, ciudad en la que continúa una labor artística que comenzó en 1969, y que pronto le reportaría los primeros reconocimientos. Preocupado por su formación técnica mantiene de forma autodidacta una experimentación permanente a la que hay que sumar su paso por la Facultad de Bellas Artes de Valencia en 1985.

Share This

Acepto el uso de las cookies de DPT exclusivo para gestión de estadísticas de uso. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar