El director del Museo de Teruel, Jaime Vicente, muestra el lugar de las obras al presidente Rando y al diputado de Cultura Diego Piñeiro.

La Diputación de Teruel retoma desde este lunes las obras de ampliación del Museo de Teruel con el comienzo de los trabajos de consolidación de taludes mediante un sistema de pilotaje y micropilotaje perimetral. La obra fue adjudicada por 700.626,30 euros a la empresa Vilor S.A. y la duración máxima de los trabajos está fijada en 8 meses. Los fondos proceden del Fondo de Inversiones de Teruel en su convocatoria de 2018.

El presidente de la Diputación de Teruel, Manuel Rando, y el diputado de Cultura, Diego Piñeiro, han explicado las características de esta actuación a los medios de comunicación. Junto al director del Museo de Teruel, Jaime Vicente, han estado reconociendo el espacio sobre el que se va a empezar la intervención y renovado su compromiso con un proyecto de ampliación que ha sufrido continuos retrasos.

“Hoy estamos de enhorabuena porque se reinicia el proyecto del Museo de Teruel. Un proyecto atractivo, de primer orden, que desde el día en el que entramos este equipo de gobierno empezamos a estudiar. Lo que no queríamos bajo ningún concepto es que siguiera más tiempo paralizado o que se perdiese dinero Fite, como ya ocurrió en el año 2017 con aproximadamente 600.000 euros”, ha dicho el presidente Rando.

Las obras que comienzan hoy responden a un proyecto urgente redactado ante del deterioro de los taludes del solar en el que se va a construir la ampliación del Museo, entre el edificio actual y el Palacio Marqués de Tosos, Bien de Interés Cultural que se incorpora al conjunto museístico. Persiguen asegurar la estabilidad de los taludes y terrenos circundantes, calles incluidas. Posteriormente se excavará el terreno hasta una profundidad de 9 metros y se construirá la losa de cimentación que contendrá también armaduras de los muros de la estructura del nuevo edificio. Conforme se vaya profundizando, se irán realizando las líneas de arriostramiento.

Manuel Rando ha expresado su deseo de que las obras no se paralicen de nuevo y se pueda continuar con el proyecto en los próximos años. “Un proyecto precioso, que por sí mismo atraería turismo a la provincia y a la ciudad. Tuvo el visto bueno de patrimonio pero nos hemos topado con problemas de tipo técnico con el plan general urbanístico. Problemas que tendremos que solucionar con buena fe entre administraciones, asumiendo las modificaciones necesarias para que el proyecto no se paralice de nuevo”. El presidente de la DPT ha anunciado que se ha solicitado 1 millón de euros al Fite para continuar las obras, “la herramienta que necesitamos para llevar a cabo proyectos tan ambiciosos”.

Entre los años 2015 y 2017 se realizó una primera actuación en la zona sobre la que se empieza a intervenir hoy. Incluía obras de consolidación y estabilización del Palacio Marqués de Tosos para evitar su deterioro irreversible, que incluía el desmontaje de la cubierta y la conservación provisional del alero y otros elementos de interés. El conjunto del proyecto estaba valorado en 1.100.000 euros, íntegramente sufragados por el Fite.

Un proyecto ambicioso

La ampliación del Museo de Teruel se decidió en 2003, cuando se adquirieron el Palacio Marqués de Tosos y las edificaciones en estado ruinoso que existían entre éste y la Casa de la Comunidad. El objetivo es dotar al centro expositivo provincial de los espacios y las instalaciones necesarias para que pueda asumir un importante papel cultural, conservando el patrimonio histórico turolense y poniéndolo a disposición de la sociedad.

Imagen del proyecto de la ampliación del Museo de Teruel.

La incorporación del Palacio Marqués de Tosos y del nuevo edifico supone 3.853 m2 útiles nuevos, 4.949 m2 construidos, lo que duplica la superficie actual del museo. De esta forma se consigue dotar de espacio expositivo permanente a la colección de arte contemporáneo, la ampliación de salas actuales, especialmente de la sección de etnografía, y la creación de espacios dedicados a los periodos históricos comprendidos entre la Edad Media y la actualidad.

Con la ampliación se conseguirá incrementar también la superficie de salas de exposiciones temporales, mejorar las instalaciones de servicios públicos como la biblioteca, el salón de actos, salas de actividades y talleres didácticos o los espacios de trabajo técnico.

El proyecto de ampliación proviene de un concurso de ideas celebrado en 2007 y ganado por el estudio de Luis Martínez Santa María, que elaboró el correspondiente anteproyecto y, posteriormente, los proyectos básico y de ejecución. Estos proyectos fueron aprobados por la Comisión Provincial de Patrimonio en 2010. Incluyen la rehabilitación integral del Palacio Marqués de Tosos y un edificio de nueva construcción de gran atractivo arquitectónico. Las obras también afectan parcialmente a la sede actual del museo, creando instalaciones comunes y conexiones con los otros edificios.

Durante los últimos años se han producido distintos cambios que van a hacer necesario modificar sustancialmente el proyecto básico y de ejecución de las obras para adaptarlo a las nuevas exigencias técnicas o adecuar los espacio tras la supresión de una planta sótano y de los almacenes y el laboratorio de restauración, que finalmente fueron construidos en el polígono La Paz. Además se ha reducido el importe total de la inversión adaptando los materiales y técnicas de construcción al presupuesto disponible y se realizado un análisis topográfico de la situación actual. La modificación del proyecto constructivo es, por tanto, el siguiente paso en las obras de ampliación del Museo de Teruel.


AUDIOS DE MANUEL RANDO. Presidente de la Diputación de Teruel

Share This

Acepto el uso de las cookies de DPT. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar