De izquierda a derecha, Tomás Cañete, Alberto Izquierdo, Amparo Atienza y José Luis Escriche.

La cicloturista Sierra de Gúdar es otro de los eventos deportivos que se ha recuperado tras los dos años de parón obligados por la pandemia y la edición XXVI se celebrará el próximo 4 de junio, con una oferta de dos recorridos, de 150 kilómetros y de 95 kilómetros respectivamente, que discurrirán por algunos de los parajes más espectaculares de esta Sierra. Esta previsto que participen 800 corredores en esta prueba deportiva que es la segunda más antigua de Aragón, tras la Quebrantahuesos

Los detalles de la prueba han sido presentados en una rueda de prensa en la que el vicepresidente de la Diputación de Teruel, Alberto Izquierdo, ha resaltado la alegría de poder recuperar esta prueba tras dos años de parón porque, además de las repercusiones positivas y directas que tiene para la economía de la zona la llegada de numerosos corredores “muestra a los corredores, a sus familias y a los aficionados a este deporte nuestros paisajes naturales, y es un escaparate para que cuando vayan a sus lugares de origen lo cuenten y vuelvan, ellos y aquellos a quienes nos recomiendan”.

Porque se trata de un evento, como ha dicho la alcaldesa de Alcalá de la Selva, Amparo Atienza, que beneficia a todos los establecimientos turísticos no solo de la localidad sino de la zona, en una época de menor afluencia, que es la que se da entre el cierre de la temporada de nieve y el verano.

José Luis Escriche, del Club Ciclista Turolense, que organiza la cita deportiva, ha explicado que la prueba cuenta con dos recorridos, uno más largo y otro más corto. El más largo tiene una extensión de 150 kilómetros y un desnivel acumulado de 3.000 metros, mientras que el recorrido corto es de 95 kilómetros y un desnivel acumulado de 2.063 metros. Ha querido dedicar especialmente la cita a los voluntarios que colaboran en la organización de la prueba, más de 120 personas, que consiguen además que “la cicloturista no sea solo de un día, sino que sea un fin de semana de ciclismo cien por cien”.

Además, Tomás Cañete, también de la organización, ha destacado el alto nivel de los participantes, lo que se demuestra cada año al ver que “en el podium de la Quebrantahuesos siempre hay alguno que ha sido ganador de esta prueba”, que ha destacado que el hecho de llevar 26 ediciones es una prueba de que las cosas se hacen bien.

Ambos recorridos recorren principalmente por la Sierra de Gudar pasando por los municipios de Alcalá de la Selva, Allepuz, Villarroya de los Pinares, Fortanete, Gúdar, Alcalá de la Selva (aquí los participantes del recorrido corto se dirigen directamente a la subida a la estación de esquí de Aramón Valdelinares) y los participantes en el recorrido largo continuarán hacia Cedrillas, El Castellar, Cabra de Mora, Virgen de la Vega y estación de esquí de Aramón Valdelinares donde concluirá la prueba para todos los participantes.

La llegada de los participantes a Alcalá de la Selva está prevista para el viernes 3 de junio, con bienvenida y degustación de los productos de la tierra antes del reparto de los dorsales, que todavía podrán recogerse a primera del sábado. La salida neutralizada de la prueba tendrá lugar en la Calle Hispanoamérica de Alcalá de la Selva a las 8 de la mañana y la salida lanzada será en el Alto de Gúdar, km 3,2, a las 8:12, con llegada a la Estación de Esquí Aramón Valdelinares.

Se establecen premios en las dos rutas para los ganadores absolutos, en categoría masculina y femenina, segundos y terceros clasificados, así como premios por categorías de edad. Además, se otorgará el Premio de la Montaña al corredor de la prueba larga que más puntos consiga en los puertos de montaña de Villarroya, Fortanete, San Rafael y la estación de esquí.


ALBERTO IZQUIERDO. Vicepresidente de la Diputación de Teruel

Comparte