El presidente Ramón Millán autoriza el pago de la mitad del Plan de Empleo a los ayuntamientos

El presidente Ramón Millán autoriza el pago de la mitad del Plan de Empleo a los ayuntamientos

Mantener abiertos los ayuntamientos más pequeños, mejorar el servicio a los ciudadanos y reforzar las tareas administrativas en el medio rural.

Esos son algunos de los objetivos que se logran con el Plan de Empleo Municipal de la Diputación Provincial de Teruel además de mejorar la contratación de personas en situación de desempleo y generar actividad económica en los 236 municipios de la provincia colaborando así a mantener estable su población y algunos de sus servicios básicos.

De hecho, este Plan permitirá este año la contratación de cerca de 500 personas desempleadas.

En las cuatro ediciones que se ha desarrollado del Plan de Empleo, incluyendo el presente ejercicio, se han destinado en total más de cuatro millones de euros para este fin lo que confirma la vocación de ayuda a los municipios que tiene la Diputación Provincial y su razón de ser y existir.

La institución provincial ya ha abonado este mes de agosto el 50% del importe del Plan de Empleo de 2016 a los municipios, con un desembolso de 588.000 euros. El 50% restante será abonado una vez justificados los costes salariales y de seguridad social de los empleados contratados por parte de los ayuntamientos beneficiarios previsto para noviembre.

Con este programa contribuimos a generar empleo que es el gran reto al que se enfrenta el medio rural turolense pero también es importante porque permite mantener abiertas muchas infraestructuras y servicios básicos de los municipios al estar atendidos por estas personas que contratan los ayuntamientos y que se emplean en tareas diversas pero siempre a disposición del municipio y de los intereses de sus habitantes”, asegura el presidente de la Diputación Provincial de Teruel, Ramón Millán.

En 2015 el perfil profesional de las personas contratadas por los ayuntamientos gracias a este Plan se amplió con la idea de que se incluyeran no solo auxiliares administrativos sino otros oficios relacionados con el mantenimiento de servicios municipales. De este forma, los consistorios pueden contratar desde guías turísticos hasta peones, pasando por pintores, albañiles, jardineros, alguaciles o incluso socorristas por citar los más habituales.

Las contrataciones laborales pueden realizarse a jornada parcial o completa contratando uno o más trabajadores con la misma subvención siendo la entidad beneficiaria la que aplica y valora los criterios de selección de los trabajadores en función de sus necesidades o problemática de desempleo existente en su municipio pero siempre aplicando criterios objetivos de selección.

La dotación económica de estas ayudas se distribuye entre los municipios y entidades locales menores de la provincia siguiendo criterios poblacionales, por tramos de habitantes, siendo la cuantía mínima 2.400 euros y según la siguiente tabla:

Criterios objetivos de concesión de las subvenciones

Hasta 99 habitantes 1 coeficiente Subvención máxima: 2.400 euros
De 100 a 249 habitantes 1,5 coeficientes Subvención máxima: 3.600 euros
De 250 a 499 habitantes 2,5 coeficientes Subvención máxima: 6.000 euros
De 500 a 999 habitantes 3,5 coeficientes Subvención máxima: 8.400 euros
De 1.000 a 1.999 habitantes 5,5 coeficientes Subvención máxima: 13.200 euros
De 2.000 a 3.999 habitantes 6,25 coeficientes Subvención máxima: 15.000 euros
De 4.000 a 9.999 habitantes 9 coeficientes Subvención máxima: 21.600 euros
De 10.000 a 29.999 habitantes 14 coeficientes Subvención máxima: 33.600 euros
Desde 30.000 habitantes 15,5 coeficientes Subvención máxima: 37.200 euros

De esta forma, Teruel y Alcañiz son los ayuntamientos que mayor subvención reciben en 2016 con 37.200 y 33.600 euros respectivamente. Tras ellas, figura Andorra cuyo Ayuntamiento percibirá 21.600 euros del Plan de Empleo 2016.

Además, 8 localidades (Albalate del Arzobispo, Alcorisa, Calamocha, Calanda, Cella, Monreal del Campo, Valderrobres y Utrillas) percibirán 15.000 euros cada una.

Tras ellas, Albarracín, Calaceite, Híjar, Mas de las Matas, Montalbán, Mora de Rubielos, Santa Eulalia del Campo y Sarrión que accederán a 13.200 euros de subvención en 2016.

Respecto al número de contratos por poblaciones, destaca en 2015 Calanda que realizó 11 contrataciones, seguido de Báguena, con 8 contratos, Alcañiz y Teruel con 6 cada una, y Calamocha, Monreal y Torres de Albarracín con 5 contratos cada uno. Finalmente, Andorra, Ariño, Griegos, Montalbán, La Puebla de Valverde, Terriente y Villarquemado lograron cerrar 4 contratos el pasado año.

Share This