Por otra parte, la institución provincial ha adjudicado el proyecto de mejora del firme de la travesía de Berge, obras que se ejecutarán a lo largo de este verano y que cuentan con un presupuesto de 130.000 euros. También ha sido adjudicada la mejora de la carretera provincial TE-V-1004, de Lidón a Visiedo con un presupuesto de 170.000 euros. En este caso las obras darán comienzo una vez que concluya el proceso de expropiación en el que se trabaja en estos momentos. Una situación similar atraviesa el proyecto de mejora de la variante de Pitarque, en el que la DPT invertirá 40.000 euros. En fase de ejecución de las obras se encuentra la carretera provincial TE-V-1521, de Loscos a Santa Cruz de Noguera. Por último, los servicios técnicos provinciales ultiman la redacción del proyecto de mejora de la carretera provincial TE-V-2001 a Olba, que permitirá iniciar el proceso de licitación.
El vicepresidente 2º, Ramón Millán, ha mostrado su satisfacción por “la eficacia con la que se está cumpliendo el calendario de mejora de la red viaria local con un nivel de ejecución altísimo sobre las previsiones iniciales”. Estas actuaciones responden a “la necesidad de mejorar las condiciones de acceso a los municipios de la provincia y cumplir con el compromiso que tenemos adquirido con todos los turolenses”. La realización de este conjunto de obras supone una inversión total de 1 millón de euros, financiados por el Fondo de Inversiones de Teruel de 2012. Millán ha recordado que “gracias a este fondo hemos podido concluir fases pendientes de varias carreteras y mejorar aquellas que son fundamentales para el acceso a varios municipios o presentaban un alto nivel de deterioro”. Además, esta inversión “favorece a las empresas de este sector que han sufrido las consecuencias de la crisis y de esta manera pueden mantener su actividad y generar empleo, dos aspectos fundamentales para la provincia de Teruel”.
La Diputación de Teruel trabaja paralelamente en otros proyectos de mejora como en la carretera provincial TE-V-3005, de la N-232 a Ráfales. En esta caso la inversión, con cargo al Plan Viario 2012, asciende a 205.000 euros y las obras está previsto que concluyan a lo largo de este verano. Así mismo, los servicios técnicos de la DPT han concluido la redacción del nuevo puente de la TE-V-6013, situado entre las localidades de Cascante del Río y Valacloche. El presupuesto, que asciende a 340.000 euros, será financiado por la dirección general de Desarrollo Local del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.
Por último, la Diputación Provincial destinará los remanentes del Fondo de Inversiones de Teruel a la última fase mejora de la carretera TE-V-3001 a Torre del Compte.
Por otra parte, continúan los trabajos del Plan de Asfaltados 2013 en los que la DPT invierte este año un total de 420.000 euros. Se trata de un programa muy demandado por los ayuntamientos que permite acondicionar calles y caminos en unos casos con una capa de riesgo asfáltico y en otros con aglomerado en caliente. El plan de trabajo diseñado por los servicios técnicos de la Diputación de Teruel persigue rentabilizar al máximo los equipos técnicos y el personal destinados al citado plan.
Share This