Rando e Izquierdo, tras el pleno celebrado este miércoles.

El pleno ordinario de la Diputación de Teruel ha aprobado este miércoles los presupuestos de la institución provincial para 2021 que ascienden a 76.942.548,15 euros, casi un 20% más que en 2020, con el apoyo de los diputados del equipo de gobierno, PSOE-PAR, y los de Ciudadanos y Ganar-Izquierda Unida. Los nueve diputados del Partido Popular han votado en contra.

A estos casi 77 millones hay que sumar los 31,7 millones de ampliación extraordinaria con los remanentes de tesorería aprobados el mes de noviembre pasado, con lo que en 2021 la Diputación gestionará más de 108 millones de euros. En el proceso de negociación con los partidos políticos, el equipo de gobierno ha aceptado enmiendas por valor de más de 4 de millones de euros.

El presidente de la Diputación de Teruel, Manuel Rando, ha dicho que “se aprueban unos presupuestos que conllevan un apoyo como nunca lo ha habido a nuestros municipios de forma directa y equitativa. Se plantean los objetivos más importantes que este equipo de gobierno planteó el día 1 de julio de 2019, como es la conectividad o el estado de carreteras y por otro lado, debido a la pandemia, como no puede ser de otra forma se contemplan partidas dirigidas a combatirla y hacer frente a sus consecuencias de tipo social y económico”.

Rando ha señalado que la intención del equipo de gobierno ha sido siempre que este presupuesto “fuera de todos” y que por eso invitaron a los demás partidos a negociar desde que se empezó a definir el uso de los remanentes, “porque son un todo con este presupuesto”. Ha agradecido la predisposición y la ayuda de Ganar-IU y Ciudadanos y ha lamentado la postura final del Partido Popular. “Yo entiendo que son posturas partidistas que nada ayudan a nuestra provincia y menos en este tiempo en el que estamos”, ha dicho antes de añadir que el PP “tendrá que explicarlo” y que “seguiremos intentando estrechar las manos con la oposición para futuras modificaciones presupuestarias con objetivos por encima de los políticos, que es lo que quieren la mayoría de los turolenses”.

Por su parte, el vicepresidente de la Diputación Alberto Izquierdo ha resaltado el carácter “extraordinario” por la cantidad de fondos que se distribuirán a los ayuntamientos: “En los mejores años estas partidas ascendían a los 13 millones de euros y el próximo año se superarán los 40”. Además, ha destacado el gran esfuerzo que ha realizado el equipo de gobierno para aprobar el presupuesto por unanimidad. “Tenía un empeño personal de que todo el mundo estuviese cómodo, con un voto a favor o abstención” por la importancia que tiene, en un momento complejo como este además, transmitir a los ciudadanos que “en esta institución, a diferencia de lo que ocurre en otras, se trabaja sin tirarse los trastos a la cabeza” sino centrándose en el trabajo y en mejorar los servicios a los municipios.

Junto al presupuesto de la propia Diputación de Teruel, se han ratificado el del Organismo Autónomo “Instituto de Estudios Turolenses”, de 493.850 euros, y la Sociedad de capital íntegro “Prensa de Teruel SLU”, con 1.724.189,01. En total son 77.927.457,48 euros, atendiendo a los principios de estabilidad presupuestaria y de sostenibilidad en sus tres vertientes de límites de deuda pública, control de deuda comercial y principio de prudencia financiera.

Además del debate y aprobación del presupuesto, buena parte del pleno se ha dedicado a las propuestas para la creación y amortización de distintas plazas de la plantilla, que ha supuesto la modificación en la Relación de Puestos de Trabajo de la institución por necesidades organizativas. Entre las plazas que se ha aprobado crear están las de letrado-asesor, vicesecretario, viceinterventor o un vicetesorero. Estos puntos han salido adelante con el apoyo del equipo de gobierno PSOE-PAR y de los diputados de Ciudadanos y Ganar IU y la abstención de los diputados del Partido Popular.

Respecto a estas modificaciones en las Relaciones de Plazas de Trabajo de la Diputación de Teruel, el presidente Manuel Rando ha explicado que “para llevar a cabo un presupuesto tan grande y poderlo ejecutar al 100%, que es algo que no se hacía antes en esta institución, obviamente y a instancias de nuestros técnicos vamos a complementar la plantilla para que en los próximos dos años seamos capaces de gestionar el 100% de las partidas”.

En el apartado de propuestas, ha salido adelante una declaración institucional, a instancias de una moción del PAR, en la que los grupos piden que se paralice la demolición de la presa de los Toranes. Además, se ha aprobado una moción del PAR, con una enmienda de Ciudadanos, de apoyo al sector del turismo de la nieve afectado por la pandemia, gracias al voto a favor de PSOE, PAR, Ciudadanos y PP y la abstención de Ganar-IU.

Ayuda a los municipios

pleno diciembre

Pleno telemático de diciembre en el que se han aprobado los presupuestos de 2021.

Uno de los objetivos de este presupuesto, en la línea de las prioridades señaladas desde el comienzo de la legislatura por el equipo de gobierno PSOE-PAR, es el refuerzo de la ayuda y cooperación con los ayuntamientos. La partida más relevante se dedica a un plan de obras y servicios de 10,8 millones de euros, que se suman a los 21,6 millones que se invertirán durante el 2021 para este mismo fin y el Plan de Empleo de 3,4 millones aprobados con los remanentes de tesorería. En total, más de 35,8 millones de euros llegarán de forma directa a todos los ayuntamientos por criterios objetivos.

El Plan de Concertación para inversiones no condicionadas de los ayuntamientos cuenta con 1.650.000 euros. Además, en la descripción del presupuesto aparece por escrito el compromiso de dedicar otros 1.650.000 del superávit de 2020 a este fondo, para llegar a la cifra final de 3,3 millones de euros.

El presupuesto también contempla un Plan de Contingencia, donde se ha decidido concentrar todas las asignaciones para colaborar con posibles eventos y actividades. Se ha entendido que esta era una solución más operativa ante la posibilidad de que la pandemia impidiera dedicar estas partidas a los fines originales. Con su inclusión en un fondo de contingencia, los trámites serán más sencillos tanto si finalmente es posible celebrarlas como si es necesario dirigirlas a otro apartado por las restricciones sanitarias.

Rando ha explicado que el presupuesto está abierto y se modificará en función de la evolución de la pandemia, “por eso era necesario contar con este plan de contingencia, que incluso podemos aumentar con los superávit que a bien seguro tendrá esta Diputación a mediados de 2020”.

En este mismo capítulo de inversiones a través de los ayuntamientos habría que sumar otras partidas como la de 800.000 euros para la rehabilitación de viviendas, una nueva línea de subvención con la que se busca responder a la necesidad planteada por los ayuntamientos de contar con viviendas para facilitar que se asiente la población.

También se contemplan 180.000 euros para la aplicación de medidas con las que cumplir la Ley de Protección de Datos o 300.000 euros para obras en colegios, que serán completados con la misma cantidad por el Gobierno de Aragón. Además aumenta un 50%, de 100.000 a 150.000 euros, la partida creada el año pasado para obras en escuelas infantiles, se dobla la cantidad del programa de adquisición de libros para las bibliotecas municipales de 70.000 a 140.000 euros con el objetivo de ayudar también a las librerías locales y se crea una partida de 300.000 euros que sumados a los 400.000 del Programa Unificado suponen 700.000 euros para programar cultura con profesionales de la provincia

En esta misma línea de apoyo a las administraciones locales, aparece también por primera vez una partida de 350.000 euros destinada a las instituciones comarcales para la contratación de arquitectos técnicos que trabajen con los ayuntamientos más pequeños de la provincia.

En cuanto a la inversión junto a otras entidades, también se aumenta el dinero para colaborar con el Obispado de Teruel y el Arzobispado de Zaragoza para la restauración de las iglesias y ermitas de los municipios de la provincia, que pasa de 115.000 a 158.000 euros:

El Servicio de Extinción y Salvamento de la Diputación de Teruel cuenta también con una partida destacada en este presupuesto. Se contemplan 750.000 euros para obras de mejora de los parques de bomberos de la provincia procedentes del Fondo de Inversiones de Teruel, y otra de 768.500 euros para la adquisición de un camión escalera.

En el apartado de inversiones también destacan los 500.000 euros para iniciar la reforma y modernización de la Colonia Polster de Alcalá de la Selva.

Conectividad

Otra gran apuesta de este presupuesto es la conectividad, tanto la digital como la viaria. La Diputación de Teruel traduce en partidas económicas el objetivo prioritario de extender la fibra óptica por el territorio con 2,2 millones de euros de fondos propios a los que se suman los 2 millones provenientes del Fondo de Inversiones de Teruel (FITE) 2020.

A lo largo de 2021 se invertirá, además, la partida de 250.000 euros con cargo al FITE 2019 para el desarrollo de los primeros planes de trabajo y la puesta en marcha de las licitaciones con las que comenzará el proyecto “Conectamos Teruel” de extensión de la banda ancha.

En cuanto a inversión en carreteras, la Diputación ha presupuestado para el próximo año un total de 4.524.293 euros, de los que 2,5 millones proceden del Fondo de Inversiones de 2020 y 1,8 millones del FITE de 2019, y 224.293,08 para la TE-V-1620 y la TE-V-1611. A estas cantidades se suman otros 3 millones procedentes de la modificación presupuestaria del pasado mes de noviembre que se ejecutarán el próximo año.

Además, otros 3,5 millones de euros se dedicarán a mantenimiento de carreteras y 1.970.000 euros a mantenimiento de Caminos Rurales por lo que la cantidad prevista para ejecutar en esta área el próximo año asciende a unos 13 millones de euros.

Se refuerzan también los convenios con los ayuntamientos y comarcas para el operativo de vialidad invernal, con uno nuevo con el Ayuntamiento de Orihuela del Tremedal. Y la partida para nueva maquinaria y mejora del Servicio de Vías y Obras pasa de 50.000 a 450.000 euros.

También se incrementa la partida para asfaltados, de 600.000 a 1 millón de euros, y la cantidad asignada a proyectos para carreteras, de los 75.000 a los 700.000, además de dotar con más dinero el apartado de expropiaciones, de 50.000 a 150.000.

Crece también el dinero que se destina al Gabinete Geológico para desarrollar el Convenio marco para mejorar el abastecimiento de agua en los municipios, con una partida de 130.000 euros.

Ayuda social y económica

La tercera pata que define a este borrador de presupuestos es la ayuda social y económica para los colectivos más vulnerables ante la pandemia de la Covid-19. En el caso de Bienestar Social se han previsto inversiones por un total de 700.000 euros.

Por primera vez aparece en el presupuesto inicial de la Diputación de Teruel una dotación para Cruz Roja. La organización contará con 60.000 euros para afrontar la emergencia social de la pandemia de la covid-19. 40.000 euros, el doble de lo presupuestado inicialmente en 2020, recibirá Cáritas Diocesana para su economato social. Además, se crean convenios nominativos con otras asociaciones muy específicas que dan servicio en toda la provincia, como son la Asociación Salud Mental de Teruel y del Bajo Aragón (Asapme), la Asociación Española contra el Cáncer (AECC), la Fundación Cepaim de Convivencia y Cohesión Social o el Fondo Social del Medicamento para hacer frente a la pobreza farmacéutica.

Todas estas partidas sociales, junto con una asignación a la Asociación Bajoaragonesa Turolense de Toxicómanos y Alcohólicos Rehabilitados (Abattar), que pasa de los 8.500 euros de 2020 a 17.000, y el crecimiento de las ayudas de cooperación al desarrollo, suponen un total de casi 170.000 euros, a los que hay que sumar los 134.000 euros de subvenciones de la partida de Acción Social y los 45.000 euros del convenio con Atadi.

También aumenta un 25% la consignación para acciones de sensibilización frente a la violencia de género, pasando de 20.000 a 25.000 euros.

El apoyo a la Tercera Edad sigue siendo una de las prioridades de la institución provincial, por eso seguirá invirtiendo en la desarrollo de la teleasistencia domiciliaria con una partida de algo más de de 250.000 euros. Además se dota con 300.000 euros la ayuda a las residencias que se suman a los 200.000 euros aprobados en la modificación presupuestaria de noviembre y a los 72.000 euros para hacer frente a las medidas anti-covid que se ejecutarán durante 2021.

En cuanto a las ayudas para los sectores económicos más afectados por la pandemia, el borrador contempla una nueva colaboración de un millón de euros con el Gobierno de Aragón y las otras diputaciones aragonesas para la firma de un convenio de recuperación social y económica, con ayudas a autónomos y empresarios de distintos sectores. También se mantiene la partida de 250.000 euros dedicada a subvencionar parte la cuota de la Seguridad Social de los autónomos que prestan servicio en las poblaciones menores de 500 habitantes. Además, se crea una línea para el fomento del esquí que recoge 40.000 euros.

En la misma línea de desarrollo económico, se incorpora una partida de 500.000 euros para ayudar al sector de la hostelería y se refuerza el apartado de promoción turística, con el objetivo de que la provincia de Teruel esté muy bien posicionada como destino preferente cuando la situación comience a normalizarse.

El presupuesto también aumenta desde los 110.000 a los 200.000 euros la cantidad destinada a subvencionar los multiservicios rurales,tanto para su creación como para el mantenimiento y la adquisición de nuevos equipamientos. Además, contempla el aumento en un 75% de la partida para programas de termalismo social con la intención de apoyar a los propietarios y trabajadores de este tipo de establecimientos.

La ayuda a las ganaderías de lidia de la provincia, que se ha puesto en marcha con un partida inicial de 60.000 euros, duplica la cantidad hasta los 120.000 euros. Aumentan un 50% respecto al presupuesto inicial de 2019 las partidas para apoyar al sector primario y aquellas para mejorar la promoción de los productos agroalimentarios de calidad de la provincia a través de los Consejos Reguladores, las Indicaciones Geográficas Protegidas y asociaciones de productores, pasnado de los 5.000 euros a los 10.000. En concreto, se trata de la trufa, el jamón y paleta de Denominación de Origen; el azafrán, aceite del Bajo Aragón, Melocotón de Calanda, Ternasco de Aragón, Vino IGP Bajo Aragón y productores de queso y leche.

El documento también contempla un aumento total en el apartado de educación. Junto al mantenimiento de la partida de obras en colegios y el aumento en un 50% de la línea para obras en escuelas infantiles, la inversión en la Universidad a distancia suma a los 290.000 euros del año anterior otros 44.000 euros para la nueva extensión de la UNED en Alcañiz. En total, en promoción educativa se van a invertir 1.133.00 euros.

También se impulsa la ayuda a la juventud con la creación de un centro joven itinerante, una idea piloto que contará con 50.000 euros para formalizar un convenio por el que el Instituto Aragonés de Juventud (IAJ) aportará 250.000 euros.

 


MANUEL RANDO. Presidente de la Diputación de Teruel

 

 

ALBERTO IZQUIERDO. Vicepresidente de la Diputación de Teruel

 

La sesión plenaria está disponible en el apartado Sesiones Plenarias de la web.

Share This

Acepto el uso de las cookies de DPT exclusivo para gestión de estadísticas de uso. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar